¡Vaya tiempo!, … mucho ruido y pocas nueces

Fotos: Alfonso y Pedro

Album, pinchando sobre la foto

Hubo ayer algunos momentos, sobre todo a primera hora de la tarde, en que más de uno y nos pusimos a buscar como locos lo paraguas, impermeables y hasta las botas kaiuskas, porque primero ese aire que se encargó de cargarse las sombrillas y toldos y que no auguraba nada bueno, se convirtió en una tormenta que soltó una buena cantidad de agua y algunos truenos, y …. “punto pelota”. Los coches siguen con la misma capa de mierda que les dejaron los dos aguaceros de arena  de antes de ayer, los cristales tan sucios como antes, y para colmo, los remojones que te dan algunos idiotas que no se dan cuenta de que ha llovido y pasan con el coche a toda pastilla haciendo “abanicos” de agua, que calan al primero que se descuida. Pero no guarden los paraguas, las botas, ni las linternas, nos esperan algunos días de agua, … lo de ayer fue un ensayo.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: