El PP denuncia que los PGE dañan la economía de la provincia y ponen en riesgo a los sectores productivos.

Los diputados y senadores del PP por Alicante acuerdan un frente común con la Cámara de Comercio de Alicante para impulsar mejoras en la competitividad y el empleo en la provincia.

Reunión Cámara

Los diputados y senadores del PP por la Provincia de Alicante han alertado este lunes de que los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2023 ponen en riesgo la economía de Alicante y han anunciado enmiendas del Grupo Popular centradas en mejorar la competitividad de los sectores productivos de la provincia.

Así lo ha dado a conocer el número uno del PP por Alicante al Congreso de los Diputados, César Sánchez, tras la reunión que ha mantenido junto a la diputada nacional Macarena Montesinos y los senadores por Alicante, Pablo Ruz y Adela Pedrosa, con el presidente de la Cámara de Comercio, Carlos Baño, y miembros del comité ejecutivo de la Cámara.

Sánchez ha alertado de que los Presupuestos Generales para la provincia de Alicante “ponen en riesgo los sectores productivos, el turismo y muchos empleos en la provincia de Alicante” por la “ausencia escandalosa de inversiones”. Por ello, ha informado de que se ha acordado “un frente común con la Cámara de Comercio para estudiar las reclamaciones necesarias para hacer de Alicante una provincia más competitiva”, ha dicho.

“Si no tenemos las infraestructuras que necesita la provincia, el Corredor Mediterráneo, las conexiones del Puerto de Alicante con el aeropuerto, la conexión ferroviaria de Elche y Alicante con el aeropuerto, si no hay infraestructuras hídricas y si no hay inversión para la desaladora de Torrevieja y su necesaria conexión con el campo de Alicante los sectores productos están en riesgo y seriamente dañados”, ha remarcado Sánchez.

El diputado nacional ha indicado que el daño económico a la provincia de Alicante en materia hídrica es de “más de 590 millones de euros según la Universidad de Alicante teniendo en cuenta los recortes continuos del trasvase, hasta en 21 ocasiones ya”, ha dicho.

Los diputados y senadores por Alicante han trasladado al presidente de la Cámara de Comercio que el grueso de las enmiendas contendrá un paquete de medidas hídricas para paliar la falta de inversiones en la Vega Baja y luchar contra las inundaciones y para mejorar los regadíos en la provincia. También han destacado las enmiendas que se presentarán en materia de carreteras, como el desdoblamiento de la N-322 a su paso por Torrevieja; la conexión del Puerto de Alicante con el Corredor Mediterráneo, “fundamental para ganar competitividad en el puerto porque hay algo más de 20.000 euros, lo que es sin duda una broma”, ha indicado César Sánchez.

También se reclamará, ha informado el diputado, “la conexión ferroviaria del aeropuerto con Elche y Alicante así como otras infraestructuras para mejorar la movilidad y conexión de puntos estratégicos o las enmiendas en materia de seguridad, entre ellas las comisarías de Policía Nacional y casas cuartel de la Guardia Civil en Finestrat, Mutxamel o la Vila”.

“Habrá un gran paquete de enmiendas encaminadas a impulsar la competitividad de nuestra economía, que siga siendo pujante y que no se vea lastrada por estas cuentas que tanto daño hacen a la economía y al empleo”, ha señalado Sánchez.

En este sentido, ha afirmado que “cada abandono del PSOE con la provincia de Alicante tendrá una enmienda del Partido Popular”. “Desde Alicante solicitamos a todas las fuerzas políticas representadas en el Congreso que apoyen y aprueben las enmiendas presentadas por el PP si tienen dignidad, empezando por el PSOE. El año pasado no apoyaron ni una sola. Basta ya”, ha remarcado.

El PP, ha precisado Sánchez, “se sumará al frente común con la sociedad civil, los autónomos y la empresa el próximo 27 de octubre. El Partido Popular estará al lado de los alicantinos para protestar contra esta humillación de Sánchez y su cómplice Ximo Puig, que es corresponsable del daño y el agravio comparativo a la provincia de Alicante”, ha dicho.

Por su parte, el presidente de la Cámara de Comercio, Carlos Baño, ha agradecido a los diputados y senadores la reunión mantenida hoy “para hacer un frente unido ante el maltrato continuado al que se ha sometido a la provincia de Alicante” porque “lo de este año ha sido un auténtico desacato y la Generalitat Valenciana es corresponsable de este maltrato a la provincia”.

Baño ha señalado que desde Alicante “no queremos victimismo ni queremos quitarle nada al resto de la Comunitat, pero tenemos que reclamar lo que le pertenece a la provincia de Alicante”. En este sentido, ha tildado de “vergüenza” la inversión per cápita, y ha destacado que la población flotante, superior a 900.000 euros, deja un resultado de 56 euros por habitante”. “No podemos permitir que se limite el crecimiento de esta provincia”, ha dicho.

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: