Opinión: “Aguas turbias”

Rodolfo Carmona (PSOE)

Rodolfo Carmona
Concejal G. M. PSOE – Torrevieja

Esta derecha local que se percibe a sí misma como dueña y señora de Torrevieja, como si la hubieran recibido en herencia en un tiempo remoto, se autoproclama como gestora impecable y transparente, pero que ha terminado por mostrarse, siempre que ha estado en el gobierno, como tópicos y tipicos señoritos andaluces en una caseta privada en cualquier Feria de Abril o Mayo de los años cincuenta, donde todo es una eterna madrugada de fino La Ina y fiestorro hasta que el cuerpo aguante. Es decir, hasta que el remanente de tesorería aguante.

Cuando el ejercicio del poder se entiende como un privilegio exclusivo de un grupo político y su red clientelar, pasan estas cosas.

El control interno de pegatina de los expedientes con un elevado número de ceros en su haber es, por decirlo de una manera elegante, llamativo. No precisamente por su rigor.
Es mucho más llamativo que un porcentaje mayoritario, en realidad todos, de los informes en contra con el proceder o las intenciones del equipo de gobierno de Eduardo Dolón, los han realizado funcionarios que no forman parte del exclusivo club de los directores generales o de los recién ascendidos en sus puestos y salarios, de manera muy sui generis por parte del gobierno local. Premio a los méritos creo que lo llaman.

Y hablando de informes, de informes en contra de las intenciones de la segunda planta del ayuntamiento quiero destacar uno en particular. Hablo del informe de la secretaria general del Ayuntamiento de Torrevieja. Un informe que según la prensa nadie le había pedido. El informe en cuestión trata sobre el intento de prorrogar el contrato del servicio de agua y saneamiento que actualmente se presta a través de Agamed.
Las conclusiones y recomendaciones de la secretaria son demoledoras. Y han terminado por confirmar las peores previsiones.

Ya en mayo del 2020 mostré mi oposición a la fórmula de ampliación a la concesionaria de la gestión del agua y manifesté que este movimiento que propone una inversión millonaria para resolver los problemas de aguas pluviales permitiría eludir la licitación del concurso prevista para 2028 y la prolongaría hasta 2048. El tiempo no ha hecho sino aumentar mi reparo inicial.

En cuanto al urgente problema de las pluviales, que no es sobrevenido ni mucho menos, y viene de largo cabe preguntarle a la empresa concesionaria la razón por la que en todos estos años se ha dejado de acometer la mejora y ampliación de una red de evacuación de pluviales en la mayoría de las zonas residenciales del municipio. Lo que ha originado que el alcantarillado, al no estar preparado para ello, no puede asumir el caudal y las aguas pluviales y las aguas grises terminen por mezclarse y anegar puntualmente algunas zonas de la ciudad.

Este asunto no es sólo competencia exclusivamente municipal, algunas de las obras necesarias tienen su impulso determinante en la administración autonómica. En concreto del organismo público EPSAR. Desde aquí pido implicación, disposición y financiación a las obras que sean necesarias para la resolución definitiva del problema de las pluviales, su recogida y canalización, en Torrevieja.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: