El Ayuntamiento inicia la campaña anual para informar sobre eventuales nidificaciones de tortugas marinas en las playas

La Concejalía de Medio Ambiente instala carteles en las playas donde se explica cómo actuar en caso de nidificación de tortugas marinas, y que se inicia mediante llamada al 112

En los últimos años las tortugas bobas han elegido las playas de la Comunidad Valenciana hasta en 8 ocasiones para poner sus huevos, una de ellas, la del verano de 2015, en Torrevieja. Pero los intentos han sido muchos más. Por ejemplo, solo en el Distrito Marítimo de Torrevieja que abarca desde la desembocadura del río Segura hasta El Mojón (términos municipales de Guardamar del Segura, Torrevieja, Orihuela y Pilar de la Horadada), los intentos han sido un total de 6, habiéndose llegado a localizar, en el verano de 2018, una tortuga recién nacida. Dos de estos intentos se produjeron el pasado año 2020 en la costa de Orihuela, aunque ninguno de los dos tuvieron éxito.

A partir de este mes de junio comienza el período álgido en el cual las tortugas bobas eventualmente pueden salir a las playas durante la noche para desovar. Dicho período concluye a lo largo del mes de octubre, donde ocasionalmente se podrían encontrar crías de tortugas de eventuales nidos que no hubieran sido localizados durante los meses previos.

El Ayuntamiento de Torrevieja viene realizando todos los años campañas específicas de información a todas las personas usuarias de las playas (ciudadanía en general, paseantes, chiringuitos), a servicios como los de limpieza de playas que actúan por la noche y a Policía Local y Guardia Civil, todo ello con la intención de que, ante la posibilidad de observar una tortuga poniendo huevos en la playa, o de su rastro dejado en la arena cuando retorna al mar, se sepa actuar correctamente para que todo salga bien.

Antonio Vidal, concejal de Medio Ambiente y Playas, ha indicado que este año, además, se van a instalar en los principales accesos a las playas, unos carteles alusivos al protocolo general a seguir, que se inicia mediante llamada al 112, y en el que se recoge una serie de recomendaciones para no molestar al animal mientras desova o lo intenta, siendo fundamental no acercarse, no hacer ruido o deslumbrar al animal y evitar fotografiarlo con flash.

Al llamar al 112 se pone en marcha un equipo de profesionales para atender el evento, y en el que participa Conselleria de Medio Ambiente, la Universidad de Valencia y el Oceanogràfic de Valencia, además del Ayutamiento de Torrevieja en su ámbito territorial. La actuación rápida es fundamental para la localización de los nidos y la protección de los huevos, en playas muy turísticas que al día siguiente estarán repletas de usuarios. También permite recopilar una importante serie de datos biológicos de las tortugas marinas (como su caracterización genética o su marcaje con emisores satelitales) que contribuyen, en definitiva, a comprender mejor el proceso de recolonización y consolidación de nuevas playas de cría que se está produciendo durante los últimos años en las costas del Mediterráneo español, lo que implicará una mejor gestión de todo el proceso.

La implicación de todos y el saber actuar correctamente puede contribuir a consolidar las playas españolas como zona de puesta y reproducción de las tortugas marinas.

 

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: