Emocionante ceremonia de Ordenación del Diácono Fernando Elías Pérez-Esteban

Álbum, pìnchnado sobre la foto

VÍDEO EN EL INTERIOR

Ayer celebrábamos la festividad de San Vicente Ferrer, patrón de nuestra diócesis, fue un día para estar alegres y de fiesta.  En Torrevirja decimos que es “Lunes de San Vicente” y lo celebramos con la “Procesión del Comulgar”,  que este año la normativa por la pandemia nos ha impedido realizar, pero fue  un día de dar gracias a Dios por permitirnos vivir un gran acontecimiento de nuestra Iglesia Diocesana de Orihuela Alicante: La ordenación de Diacono de Fernando-Elías Pérez-Esteban Picazo

Torrevieja celebraba  ayer de una manera única la festividad de San Vicente Ferrer, con la presencia de nuestro Obispo Don  Jesús Murgui, acompañado de casi cuarenta  presbíteros y Diáconos permanentes, llegados de todos puntos de la Diócesis, acompañados por los seminaristas de nuestra diócesis y de la hermana de Albacete , acompañados por  su rector ,

La parroquia de San Esteban de Alicante, parroquia de Fernando, la comunidad del Colegio San José Obrero de Orihuela y la comunidad  de la Parroquia Sagrado Corazón de Jesús de Torrevieja, fueron  testigos de esta ordenación y se sintieron alegres por ello .

VÍDEO: Pinchando sobre la foto (J. Carrión)

Fernando es un joven de 30 años, natural de San Cristóbal de la Laguna -Tenerife,  pero afincado con su familia en Alicante desde que era un niño. Comenzará de este modo la próxima semana, unos meses de “prácticas pastorales” con destino la parroquia  del Sagrado Corazón de Jesús de Torrevieja y la Fundación Diocesana San José Obrero de Orihuela. “Espero que sean unos meses para seguir realizando mi pequeña labor en los destinos pastorales pero esta vez ya como diácono” afirma.

Fernando se decidió por el sacerdocio a los 23 años según sus propias palabras “para responder sin reservas a lo que Dios me estaba pidiendo”. Y dice afrontar este nuevo paso en su camino al sacerdocio con mucha ilusión y “ganas de ver lo que Dios va a hacer con mi corazón”.

De este modo, a Fernando le esperan unos meses de intenso trabajo,  tras los que volverá de nuevo ante su obispo para dar el ”sí” definitivo a la Iglesia Católica. Será entonces ordenado sacerdote.

¿QUÉ SIGNIFICA SER “DIÁCONO”?

Diácono es una palabra que proviene del griego y significa “servidor”. Su misión principal consiste en asistir al Obispo y a los sacerdotes ayudándoles en la predicación del Evangelio y en el servicio a los más pobres. Los diáconos, a diferencia de los presbíteros (los sacerdotes) ni celebran la Eucaristía (aunque ayudan a dar la comunión), ni confiesan a los fieles. Sí pueden administrar el sacramento del Bautismo y del Matrimonio, celebrar exequias y llevar la comunión a los enfermos.

Textos: Gentileza de Ana Francos

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: